Guía de los métodos anticonceptivos

Un método anticonceptivo, como su propio nombre indica, se define como cualquier método que se utiliza para prevenir el embarazo, disminuyendo las posibilidades de la concepción, es decir, de la fecundación del óvulo por un espermatozoide. 

Si tenemos relaciones sexuales de pareja chico-chica, la no utilización de métodos anticonceptivos posibilita el embarazo. Este hecho se produce independientemente de que la mujer no haya tenido su primera menstruación, y/o, a pesar de que se esté acercando a la menopausia. Eso sí, debemos saber que el embarazo solo puede producirse a través del sexo vaginal, por lo que las relaciones de sexo oral y de sexo anal no posibilitan un embarazo.

Un punto muy importante que debemos tener en cuenta es la diferencia entre métodos anticonceptivos y métodos para prevenir el contagio de enfermedades de transmisión sexual. No todos los métodos anticonceptivos previenen el riesgo de contagio de ETS, pero, si que todos los métodos que previenen el contagio de ETS son métodos de prevención del embarazo.

La única forma fiable de prevenir un embarazo al 100% es no teniendo relaciones sexuales, ya que ninguno de los métodos anticonceptivos que existen tiene una eficacia comprobada del 100%. No obstante, en determinadas ocasiones se pueden combinar diferentes métodos anticonceptivos, aumentando notablemente la eficacia total.

Tipos de métodos anticonceptivos

Existe una gran variedad de métodos anticonceptivos, y, existe igualmente un sinfín de formas de organizarlos. Entre todas estas diversas divisiones, nos hemos decidido por la más ampliamente extendida, que explica los métodos anticonceptivos según su diseño y funcionalidad:

  1. Hormonales: Los métodos anticonceptivos hormonales se basan en la introducción de hormonas en el organismo que evitan la fecundación del espermatozoide en el óvulo, y/o, impide que el óvulo se deposite en el útero. Dentro de esta categoría entran las pastillas anticonceptivas, las inyecciones, el parche cutáneo o el anillo vaginal.
  2. De barrera: Los métodos anticonceptivos de barrera son los métodos más extendidos, ya que la mayoría previenen el contagio de enfermedades de transmisión sexual. Los métodos de barrera incorporan una barrera física, que impide el contacto directo entre el pene y la vagina. En esta categoría se encuentran los preservativos, los diafragmas y las esponjas.
  3. Métodos intrauterinos: El denominado DIU es un método que se basa en la inserción de un dispositivo en forma de T en el interior del útero que lanza iones de cobre que evitan la movilidad de los espermatozoides.
  4. Permanentes o de esterilizaciónLos métodos de esterilización son métodos permanentes que proporcionan una protección duradera para prevenir el embarazo. Se trata de métodos irreversibles, por lo que es una buena opción si existe una certeza total de que no se quiere tener hijos. Los métodos que pertenecen a esta categoría son la vasectomía en los hombres y la ligadura de trompas en las mujeres.
  5. Conductuales/NaturalesLos métodos conductuales para prevenir el embarazo se basan en la regulación del tiempo, el control del calendario y la limitación del sexo. Conociendo perfectamente el estado menstrual de la mujer pueden ser métodos con cierta eficacia, aunque, no son muy fiables. Dentro de esta categoría entran el conocimiento del momento de fertilidad, la retirada o «marcha atrás», el periodo de lactancia e incluso la abstinencia.
  6. De emergenciaLos métodos de emergencia no son métodos para prevenir el embarazo directo, sino que son métodos tomados con posterioridad al sexo. Estos métodos se utilizan cuando no se han tomado las medidas adecuadas durante el sexo, o, tenemos constancia de que se ha producido algún error. El método más habitual de esta categoría es la llamada «pastilla del día después«.
  7. Combinados: Los métodos combinados no son un método propiamente dicho, sino que se basan en la combinación de varios métodos, aumentando sustancialmente el porcentaje de efectividad. Normalmente, la combinación más habitual es el uso de métodos de barrera, principalmente el preservativo masculino, con métodos hormonales y/o intrauterinos. Otra combinación habitual es la del espermicida con métodos como el diafragma, la esponja o el capuchón cervical.

Comparativa de métodos anticonceptivos

ModeloPreservativo masculinoPíldora anticonceptivaDIUPreservativo femeninoParche anticonceptivo
Imagen
TipoDe barreraHormonalIntrauterinoDe barreraHormonal
Eficacia+95%+95%+99%+95%+90%
ETSProtegeNo protegeNo protegeProtegeNo protege
UsoCada vezDiario5-10 añosCada vezCada semana
ModeloAnillo anticonceptivoInyecciones anticonceptivasEsponja anticonceptivaDiafragmaCapuchón cervical
Imagen
TipoHormonalHormonalDe barreraDe barreraDe barrera
Eficacia+95%+95%70-90%+85%+85%
ETSNo protegeNo protegeNo protegeNo protegeNo protege
UsoCada mes1-3 meses1-2 días1-2 días1-2 días
ModeloEspermicidaPastilla del día despuésVasectomíaLigadura de trompasMétodo natural
Imagen
TipoHormonalEmergenciaPermanentePermanenteNatural
Eficacia+80%70-90%+99%+99%<75%
ETSNo protegeNo protegeNo protegeNo protegeNo protege
UsoCada vezEn el momentoPara siemprePara siempreCada día
ModeloPreservativo masculinoPíldora anticonceptivaDIUPreservativo femeninoParche anticonceptivo
Imagen
TipoDe barreraHormonalIntrauterinoDe barreraHormonal
Eficacia+95%+95%+99%+95%+90%
ETSProtegeNo protegeNo protegeProtegeNo protege
UsoCada vezDiario5-10 añosCada vezCada semana
ModeloAnillo anticonceptivoInyecciones anticonceptivasEsponja anticonceptivaDiafragmaCapuchón cervical
Imagen
TipoHormonalHormonalDe barreraDe barreraDe barrera
Eficacia+95%+95%70-90%+85%+85%
ETSNo protegeNo protegeNo protegeNo protegeNo protege
UsoCada mes1-3 meses1-2 días1-2 días1-2 días
ModeloEspermicidaPastilla del día despuésVasectomíaLigadura de trompasMétodo natural
Imagen
TipoHormonalEmergenciaPermanentePermanenteNatural
Eficacia+80%70-90%+99%+99%<75%
ETSNo protegeNo protegeNo protegeNo protegeNo protege
UsoCada vezEn el momentoPara siemprePara siempreCada día

 

Recomendaciones para elegir un método anticonceptivo

Cada persona es diferente, y, lo que puede ser mejor para una, puede no serlo para otra. La forma de elección de un método anticonceptivo depende de una serie de factores que debemos analizar. Por tanto, para encontrar el método que mejor se adapte a tus necesidades, debes considerar los siguientes puntos que se muestran a continuación:

  1. El grado de eficaciaEl nivel de eficacia de los métodos anticonceptivos es el principal factor a tener en cuenta a la hora de seleccionar uno u otro. Si tienes total seguridad de que no deseas tener un hijo pronto, toma las medidas adecuadas, combinando incluso varios métodos y reduciendo la probabilidad de fecundación.
  2. Nivel de esfuerzo: El grado de esfuerzo hace referencia al nivel de planificación y seguimiento que necesitamos tomar a la hora de utilizar un determinado método u otro. Los preservativos se deben utilizar en cada acto sexual, las pastillas hormonales se toman a diario, el DIU puede estar hasta varios años sin necesidad de revisión y los métodos permanentes son para siempre.
  3. Tener hijos: El deseo de tener hijos es un elemento a considerar a la hora de seleccionar un método u otro. Si se quiere tener hijos pronto, los métodos permanentes, así como ciertos métodos hormonales no son recomendables, mientras que, si no se desea tener hijos nunca, se puede optar por una vasectomía y/o ligadura de trompas, pero, no serían tan recomendables los métodos conductuales.
  4. El coste del método: Ciertos métodos son más costosos que otros, no obstante, a la larga pueden ser más económicos. Los métodos de barrera y los hormonales son baratos, pero su uso frecuente aumenta sustancialmente el desembolso, más aún si se seleccionan determinados preservativos especiales. Por otro lado, el DIU supone un desembolso importante de dinero, pero, su prolongada duración hace que a la larga sea una opción interesante.
  5. Protección frente a ETS: La protección frente a las enfermedades de transmisión sexual es uno de los factores más importantes a considerar. El uso de preservativo es obligatorio si queremos prevenir el contagio de una ETS. Por tanto, si eres monógamo y tienes una pareja estable puedes utilizar otros métodos (siempre habiendo realizado exámenes de detección de ETS previos), pero, si tienes sexo con varias personas, es obligatorio el uso de preservativos. Además, si tienes alergia al látex, existen ciertas marcas de preservativos sin látex.
  6. Problemas previos: El uso previo de determinados métodos anticonceptivos puede producirnos alergias, reacciones y otros problemas derivados del uso. Por tanto, si has probado un determinado método y te ha producido algún contratiempo, debes tener en cuenta otros sistemas posibles para evitar el embarazo.

¿Dónde obtener un determinado método anticonceptivo?

A la hora de utilizar un determinado método anticonceptivo, lo primero que debemos tener claro es donde podemos adquirirlo. A continuación, vamos a mostrar donde poder obtener los diferentes métodos descritos en este análisis:

  1. Los métodos naturales o conductuales no requieren de ningún elemento externo, aunque, es recomendable descargar alguna aplicación de calendario menstrual para el móvil en la App Store o la Play Store, para llevar un registro de los días de mayor probabilidad de embarazo y los de menor probabilidad.
  2. Los preservativos y otros métodos de barrera se pueden adquirir en numerosos emplazamientos. Lo más recomendable es disponer de preservativos en casa, ya sea comprándolos por internet, en una farmacia, en un centro comercial o una máquina expendedora. A día de hoy en muy sencillo comprar preservativos por internet sin salir de casa, por lo que debes disponer siempre de condones para evitar posibles sustos.
  3. Asimismo, es posible adquirir métodos anticonceptivos de urgencia en farmacias, sin receta. También es viable conseguir una pastilla del día después en nuestro centro de salud.
  4. En el caso de querer utilizar métodos hormonales, deberás visitar a tu médico para que te expida una receta médica, con la que poder adquirir en la farmacia las pastillas, parches o inyecciones adecuadas.
  5. Por otro lado, si deseas utilizar un DIU o un diafragma tendrás que visitar a un médico para que realice esta sencilla inserción uterina que evita sustancialmente la posibilidad de embarazo. Además, es recomendable visitar con cierta frecuencia a un profesional de la salud para comprobar el estado del mismo. En el caso del diafragma, lo importante será calcular la medida que mejor se adapta a tí.
  6. Por último, las soluciones permanentes, ya sea una vasectomía o una ligadura de trompas, requieren de una intervención quirúrgica bastante simple, por lo que tendrás que ir a tu médico.
Cerrar menú